Acerca de

YANKO es una marca de zapatos procedente de la Isla de Mallorca creada en 1961 por grandes maestros artesanos especializados en la fabricación de calzado, que la llevaron a convertirse en una de las mayores empresas zapateras de Europa durante los Años 80. Tanto es así, que en su época de mayor esplendor, YANKO llegó a fabricar más de un millón de pares de zapatos al año.

 

Antonio Llobera, un reconocido empresario del sector del calzado, apoyado por un potente equipo de socios, adquirió el negocio en 2007 tras una mala gestión financiera de los antiguos propietarios. Desde el año 2007, el tándem formado por Antonio Llobera y los maestros artesanos originarios de la Isla de Mallorca, han conseguido dotar a la firma de un diseño propio y de su actual carácter internacional. En la actualidad, YANKO, además de estar presente en una cuidada selección de los mejores puntos de venta, está en plena expansión internacional, y se está consolidando como marca de referencia en los mercados europeos, norteamericanos y asiáticos.

 

YANKO lleva más de medio siglo fabricando zapatos mediante un proceso artesanal tradicional basado en la técnica del GoodYear. Todas las fases de producción del calzado que elabora la marca pasan por estrictos y minuciosos controles de calidad. Esto permite a los responsables verificar que sus productos cumplen todos los requisitos con medidas que deben ser comparables en términos de calidad y costo, sin olvidar nunca interpretar las necesidades o expectativas de su clientela, para que el resultado final satisfaga plenamente el precio que el cliente pagará por estos zapatos.

 

La calidad y el buen hacer de YANKO lleva años transmitiéndose de padres a hijos y se ha visto reforzada por el alto nivel de experiencia y know how de la familia Llobera, la cual es todo un referente en el sector por su nivel de exigencia en la búsqueda de la perfección y del buen gusto.

 

Este amplio conocimiento adquirido a través de la experiencia ha llevado a la firma a ser una marca de zapatos de reconocido prestigio a nivel internacional, capaz de satisfacer a los consumidores más selectivos y exigentes. Lo que está contribuyendo a exportar no solo la marca YANKO sino también la marca España y el “Made in Spain” por todo el mundo.

 

Las raíces de YANKO datan del año 1890, cuando en la pequeña población de Inca, en la isla de Mallorca, algunos maestros artesanos expertos en el tratamiento del cuero empezaron a aplicar sus conocimientos en la fabricación de calzado masculino de estilo inglés, por eso puede detentar con orgullo el marchamo de “Shoemakers”.

 

La manera de trabajar de YANKO es vitalista y tradicional. La base de su éxito reside en su proceso de fabricación y en la incuestionable calidad del cuero que utilizan para dar vida a unos zapatos que se caracterizan por un depurado estilo. Los zapatos YANKO son siempre el resultado de un inagotable esfuerzo de investigación, desarrollo y creatividad.

 

En esta nueva etapa, la marca YANKO ha ido siempre asociada al “Made in Spain”. Sus zapatos se fabrican artesanalmente y exclusivamente en la isla de Mallorca. Más concretamente en Inca, una ciudad que conserva el saber hacer de excelentes maestros artesanos de la piel, que aman su trabajo y que han alcanzado el más alto nivel de excelencia.

 

Para Antonio Llobera, CEO de la marca, el que los zapatos hechos a mano en el taller que YANKO tiene en Inca lleven el sello del “Made in Spain” implica un fuerte sentimiento de responsabilidad social. Tanto que siempre ha querido que la actividad de la empresa repercuta en el entorno local a través de un planteamiento ético por el que se compromete a que el cien por cien de los zapatos que fabrique YANKO lo haga en Inca. Por eso tanto Mallorca como España forman parte de la nueva imagen corporativa de la empresa.